Lección de Clases de sensaciones

Las sensaciones se diferencian unas de otras según el sentido que las recibe.

   Generalmente se ha afirmado que los sentidos son cinco: vista. oído, olfato, gusto y tacto. Pero recientemente se ha comprobado que el sentido del tacto es muy complejo, pues además de la presión, percibimos también el frío, el calor y el dolor físico. Según esto hay ocho clases de sensaciones: visuales, auditivas, olfativas, gustativas, presión, frío, calor y dolor físico.

La sensación visual se recibe por el ojo, en el que se encuentran la córnea, el humor acuoso, la pupila, el cristalino, el humor vítreo y la retina. Por el nervio óptico llega la sensación visual al cerebro.

La sensación auditiva se recibe por el oído, en el que distinguimos: la oreja, el conducto auditivo, el oído medio (tímpano, martillo, yunque, lenticular y estribo), y oído interno (canales semicirculares, utrículo, sáculo y caracol). Por el nervio auditivo llegan las vibraciones al cerebro.

   La sensación gustativa se recibe por las pupilas gustativas de la lengua. Los sabores fundamentales son cuatro: dulce, amargo, ácido y salado.

   El olor se recibe por la membrana pituitaria de las fosas nasales en la nariz.

   La sensación de presión se recibe en varias partes del cuerpo: la punta de la lengua, la yema de los desos, los labios, los brazos y la espalda.

   Las sensaciones de frío y calor se reciben por los corpúsculos nerviosos distribuidos por todo el cuerpo. Los corpúsculos de Krause reciben el frío y los corpúsculos de Ruffini reciben el calor.

   Las sensaciones de dolor se dan en todos los sentidos cuando el excitante es muy intenso. Así es dolorosa una luz muy fuerte, un sonido muy intenso o un frío o calor muy fuerte.

Volver a: La sensación