Lección de Las instituciones europeas

A lo largo de la Edad Media se fueron elaborando una serie de instituciones de gobierno muy similares en toda Europa, excepto en España, donde estaban ocupados en la Reconquista contra los musulmanes. Las principales instituciones fueron:

   – LA MONARQUÍA. El rey era sobre todo un caudillo, es decir, un guerrero con prestigio entre los compañeros que lo aclamaban elevándolo sobre su escudo. El rey podía declarar la guerra y firmar la paz. Pero en otros asuntos la decisión salía de las Asambleas o reuniones de príncipes y guerreros. Al final de la Edad Media, la autoridad de los reyes se consolida.

   – EL FEUDALISMO. En la sociedad había tres grupos sociales además del rey:
    + la nobleza guerrera (condes, duques, marqueses y caballeros) que disponían de castillos para proteger a sus feudos;
    + los campesinos que vivían en aldeas bajo la protección de la nobleza y
    + los eclesiásticos (obispos, abades y monjes).
   Al principio de la Edad Media el rey era simplemente un señor más y en ocasiones no el más poderoso. Los nobles guerreros disponían de ejércitos propios, ejercían la justicia y cobraban impuestos.

   – LA REACCIÓN MONÁRQUICA. Los reyes buscaron el apoyo de las ciudades para fortalecer su autoridad ante los nobles. Por otra parte, las Cruzadas arruinaron a muchos nobles y las fuerzas sociales se ponen a favor de los reyes.

Volver a: Las instituciones