Lección de Los Diez Mandamientos

En el evangelio leemos que un joven rico se le acercó a Jesús y le preguntó: «Maestro ¿qué cosas buenas debo hacer para alcanzar la vida eterna? Él les contestó: Si quieres entrar en la Vida guarda los mandamientos.» (Mt 19, 16-17) De esta forma nos enseña Jesús el camino para ir al cielo. El que cumple los mandamientos y hace su voluntad se salva; el que no, se condena.

   Dios reveló a Moisés los diez mandamientos en el monte Sinaí, quedando grabados en dos tablas de piedra para que su nombre nunca se olvidase. Son éstos:

   1º.  Amarás a Dios sobre todas las cosas.
   2º. No tomarán el nombre de Dios en vano.
   3º. Santificarás las fiestas.
   4º. Honrarás a tu padre y a tu madre.
   5º. No matarás.
   6º. No cometerás actos impuros.
   7º. No hurtarás o robarás.
   8º. No dirás falso testimonio ni mentirás.
   9º. No consentirás pensamientos ni deseos impuros.
   10º. No codiciarás los bienes ajenos.

   Estos diez mandamientos se encierran en dos: Amarás a Dios sobre todas las cosas, y al prójimo como a ti mismo.

Volver a: 18. Los Mandamientos