Los fenicios

Fenicia es una pequeña franja de terreno en la costa del Mediterráneo oriental. Estaban organizados en ciudades independientes, entre las que destacaron BiblosTiro y Sidón. Se dedicaron a la pesca, a la fabricación de utensilios como telas, vasijas, armas y objetos de vidrio y sobre todo se dedicaron al comercio.

   Con sus naves recorrieron todo el Mediterráneo y atravesando las columnas de Hércules (Estrecho de Gibraltar), llegaron con el estaño hasta la actual Inglaterra y por el Sur llegaron a las costas africanas de Guinea. En España fundaron las colonias de Malaca (Málaga) y Gadir (Cádiz), con el fin de comerciar con otros lugares de la península.

   La mayor aportación cultural de los fenicios fue la invención del alfabeto fonético de 22 signos, del cual derivan el alfabeto griego y latino.

Los hebreos

Eran un pueblo nómada de pastores que se instaló en Palestina. Su importancia histórica se debe a que fue el pueblo elegido por Dios para conservar la religión monoteísta (un sólo dios), Yahvé, recogida en la Biblia, que es el libro sagrado. Uno de los símbolos hebreos es el candelabro de los siete brazos (ver dibujo).

   La época más brillante de los hebreos corresponde al siglo X a. C. El rey David estableció la capital en Jerusalén. Salomón fue el rey más importante: levantó el gran Templo de Jerusalén y sobresalió por su sabiduría.

Volver a: Otras civilizaciones históricas